sábado, 20 de diciembre de 2014

ENTRADA EN MATERIA











MATERIAL: friends de todas las tallas repetidos, y uno del cinco (wild country del 6) importante. Algunos fisureros.
 
EQUIPAMIENTO: vía limpia. 

OBSERVACIONES: fisuras a go-go. Vía muy técnica. El largo uno tiene un tramo fácil pero algo expo y sucio (limpiamos mucho pero necesita más). El segundo, en su primera mitad (tramo más duro), es bastante técnico (complicado) de proteger, y en libre obligará a una secuencia dura y técnica sobre protecciones regulares. La vía la abrimos en noviembre de 2011 pero ahora le hemos cambiado el nombre, porque se llamaba Piel de serpiente y ya hay otro par de vías con ese nombre en Granada.

DESCENSO:  andando hacia el este, descenso evidente. Ojo si hay con las vacas,que son bravas.


José Ángel Valente (1029-2000), escribía cosas como: “Bajo la palabra insistente/como una invitación o una súplica/debíamos hallarnos, debíamos hallar/una brizna de mundo./ Pero las palabras se unían formando frases/y las frases se unían a sus ritmos antiguos:/los ritmos componían/el son inútil de la letra muerta/y de la vieja moralidad. (…)”, dotando a palabras sencillas de tanta precisión y constancia en el contenido, que acaban siendo especie de fuerza real o materia o sufriendo cierto efecto de materialización, lo cual parece que era su objetivo (ja,ja, ahí lo llevas). Pues eso, Entrada en Materia...

Otra suya:

DE VIDA Y MUERTE

Pero seamos, al fin,
intrascendentes,
sin nudos y metáforas,
seamos.

Sencillamente así,
igual que somos,
según la piel y el ritmo
del corazón seamos.

Para morir,
para vivir,
para morir de cara.

Para morir.
Para vivir.

Para morir de haber vivido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada